Noticias sobre politica, elecciones y propuestas ciudadanas


La lucha de clases, de la que la rebelión de los chalecos amarillos franceses forma parte, es como un río cársico que cuando parece hundirse en la arena reaparece en la superficie más tarde y a distancia porque mientras existan las clases explotadoras y la opresión será inevitable la resistencia de los explotados y su búsqueda de una alternativa social.

Impensable pero ocurrió, Andrés Manuel López Obrador de frente le entró al toro, tocar a los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, los que durante años fueron autistas, los que le dieron la espalda al pueblo de México. El anatocismo, las afores, el gasolinazo, todo a favor de los grandes capitales y del gobierno, nada en favor del pueblo.

Andrés Manuel López Obrador recibió la banda presidencial en el Parlamento de manos del titular de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, y de esta forma se convirtió en el flamante mandatario de México, cuyo juramento estaba estipulado para las 11 (hora local). Antes, el presidente saliente, Enrique Peña Nieto, quien acaba de regresar del G20 para ceder el mando, entregó la tira tricolor para concretar la transición.

El partido Nueva Alianza se quedó oficialmente sin registro luego de una resolución del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEJPF), quien determinó sin sustento los argumentos del Panal.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) declaró inconstitucional (anuló) la Ley de Seguridad Interior al (LSI) considerar que el Congreso incurrió en violaciones al proceso legislativo, no consideró las afectaciones que esta norma causaría a las comunidades indígenas, no diferenció de manera adecuada la seguridad nacional con la seguridad interior y la seguridad pública, por ello, al presidente del máximo tribunal del país, Luis María Aguilar Morales, hizo un llamado a presentar una legislación que dé certeza jurídica, porque de aprobarse la actual ley se podría generar un mal mayor a las fuerzas armadas.